La ola de frío que está invadiendo toda España se ha dejado notar en la Ribera. Las calles de la comarca se han llenado de vecinos ataviados con bufandas, gorros y abrigos para hacer frente a las bajas temperaturas que se están registrando durante estos días. Pero los ciudadanos no son los únicos que sufren esta ola de frío, ya que las bajas temperaturas están provocando serios daños en la agricultura.Muestra de ello es Carlet que debido a las heladas ha perdido más del 60% de la fruta de verano, cuya producción era de 14 millones de kilos.

melocotoneros-helados-carlet-300x225
«La ola de frío se ha llevado por delante gran parte de la producción agrícola de la campaña de fruta de verano», señalaron fuentes municipales. Las más afectadas por las heladas que se han producido en Carlet, donde en la madrugada del domingo al lunes se han registrado siete grados bajo cero, han sido principalmente los melocotones y las nectarinas. Y es que en esta localidad se han dado los cinco factores clave para que se produzcan estas heladas: humedad baja, ausencia de viento, masa de aire frío, cielo raso y mucho tiempo de exposición a bajas temperaturas. 

Aunque todavía es pronto para hacer un balance de los daños, por el momento las bajas temperaturas han provocado pérdidas en la campaña de la fruta de verano de entre 12 y 14 millones de euros. Una cantidad que hace referencia tanto a la producción perdida. así como a la mano de obra del cultivo, la manipulación y el envasado de la fruta. Otro de los condicionantes que han agravado los daños provocados por las heladas ha sido el avanzado estado de florecimiento de los árboles. Las suaves temperaturas que se registraron en noviembre y diciembre provocaron que los frutales florecieran antes de lo esperado. Una situación que ha hecho que las heladas sean más perjudiciales.